Ya hay 15.000 empleados suspendidos por la falta de gas

El aumento en la demanda de gas residencial impactó en la industria agroalimentaria, que ya mantiene suspendidos a 15.000 trabajadores citrícolas y de la zafra desde el lunes, y esa cifra podría crecer hasta 60.000 si el suministro no se normaliza.

El titular de la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE) en Tucumán, Jesús Pellasio, describió la situación de estos sectores que sólo trabajan cien días al año: «En la industria citrícola no hay formalmente un pedido de suspensión del personal, pero no pasan a buscar a los cosecheros por los frentes de cosecha, por eso es una suspensión disfrazada», mientras agregó: «No estamos siendo notificados de ninguna suspensión, y vamos a hacer la denuncia en la autoridad laboral».

Pellasio señaló que UATRE tiene registrados 30.000 trabajadores, y calculó que las suspensiones pueden llegar a la totalidad de los cosecheros y jornaleros que están perdiendo entre $ 40 y $ 90 por día.

Las empresas anunciaron que suspenderán una semana a unos 50.000 trabajadores. Sin embargo, las autoridades de la Federación Obrera Tucumana de la Industria Azucarera (FOTIA), de la UATRE, y del Sindicato de la Alimentación adelantaron que no aceptarán que se detenga la tarea del personal.

El secretario general de FOTIA, Roberto Palina, sostuvo que si el Gobierno nacional no da marcha atrás con la decisión de cortar el 100% del gas a los ingenios tucumanos, «la totalidad de los trabajadores del sector azucarero saldrá a la calle a protestar, porque no podemos permitir este atropello. Si paran los ingenios, se paralizará toda la provincia. No vamos a permitir este avasallamiento».

Es que a los 30.000 trabajadores citrícolas se suma un número similar que está ligado a la actividad azucarera, por lo que estiman en 60.000 los afectados si el suministro no se restablece el próximo viernes.

En este sentido, la comisión interna de la empresa Litoral Citrus emitió un comunicado en el que advierte que «no pagarán los platos rotos de la crisis energética». Señalan que «cada vez que hay un problema, ya sea por las cosechas, los mercados y ahora la energía, pretenden que seamos los trabajadores los que paguemos los costos».

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.